Sintonía sincronizada

Sintonía sincronizada – Cada persona con la que te encuentras en la vida, tiene un propósito que cumplir en la tuya, al mismo tiempo que tú tienes un propósito en la vida de esa persona. Sólo hay que andar con apertura y dejar que las señales te guíen.

Cada uno de nosotros tenemos un propósito de vida. Al nacer has venido con un código específico, tienes una misión que sólo tú puedes cumplir. Y para hacerlo, pasarás una trayectoria interesante, te encontrarás con personas necesarias para interactuar contigo y tú con ellas. Está claro que la evolución es individual de cada uno, sin embargo es totalmente imprescindible que haya intercambio de energías, experiencias, impresiones con los demás. Somos seres sociables y de esta forma somos piezas de puzzle, encajando el uno con el otro. Siempre es así, aunque creas que con ciertas personas no congenias y nada encaja. Toda experiencia es necesaria para tu aprendizaje, las buenas y las no buenas. El equilibrio perfecto se encuentra en saber sentir y vivir en sincronía con ambos polos de la existencia. Ciertamente venimos de la misma fuente, sin embargo en el mundo físico nos encontramos con la dualidad de la que no podemos escapar, debemos aceptar ambas partes de la existencia para así encontrar ese equilibrio tan anhelado por todos y finalmente, como si de una broma divina se tratara, poder volver a la unidad. Y paradójicamente todo eso tiene un sentido.

Con algunas personas conectas más que con otras. Puedes conocer a alguien y sentir un rechazo inexplicable, suele pasar cuando quedaron cosas sin resolver en otros encuentros anteriores. Y otras ocasiones sientes que algunos los conoces de toda la vida, ese sentimiento familiar y cercano. A ese tipo de encuentro también se le puede denominar como “ almas afines”. En cualquier caso es muy útil escucharse, aún si sientes algo desagradable, es muy interesante ver el por y para qué y así desanudar energías densas, tras eso se esconde un mensaje que sirve de un escalón más para tu evolución.

Somos uno pero no lo mismo, somos complementarios. No hay que huír, no hace falta. Tan solo pararse estando a la escucha de los susurros álmicos, que conllevan un gran propósito de vida.

En mi caso llevo una temporada interesante de re-encontrarme con almas conocidas de otros tiempos. No es que yo lo diga, sino que es tan recíproco que me “obliga” a pararme y saborear esos re-encuentros, escuchar cuál podría ser el propósito. Algunos de esos sucesos son hasta flechazos impactantes. La cosa se pone cada vez más interesante. Porque? Sencillamente creo que es porque mientras voy sintonizando mi frecuencia para un aprendizaje, estas bellas almas aparecen en mi vida sirviéndome de espejo para verme mejor y buscar en mi la excelencia.

Uno de los casos más recientes de este tipo de re-encuentros fue con mi invitada Elena Martín, actriz, humorista, escritora y ante todo un alma bellísima. Fue un reconocimiento mutuo al instante. Jamás olvidaré el día que la conocí. Al verla tengo la certeza que las hadas sí existen! Siento que proyectos interesantes en común se aproximan. La entrevista fue emitida el pasado 3 de junio 2016 en la Cadena Cope Lanzarote, en mi programa El Arte de Vivir. Puedes visitar su web www.elenamartincalvo.com. Tiene cosas curiosas que contar y mucho que aportar. Disfrútalo, está hecho por y para ti!

Gracias por estar, por leer, por escuchar. Hasta el próximo post.

Feliz día, Feliz vida! 

2016-06-09-21-52-48-258

Deja un comentario